THOMAS THWAITES

THOMAS THWAITES: UN DESCANSO DE SER HUMANO

El tráfico, la renta, el trabajo, las responsabilidades, las cuentas por pagar. ¿No quisieras un descanso?

El diseñador que escogió vivir como una cabra

Thomas Thwaites sí, a los 33 años el diseñador británico decidió tomarse un descanso de la humanidad y vivir como una cabra. En medio de una crisis existencial y cansado de la vida en sociedad, Thwaites no dejaba de pensar en la idea de vivir como un animal (Carlos Fresneda). Como explica Thwaites en la nota “Como una cabra” de El Mundo, envidiaba al perro de su amigo por poder ser feliz y vivir en el momento.

GOAT PROJECT

La transformación de Thomas Thwaites y su vida en cuatro patas

Su idea inicial era vivir como un elefante, sin embargo abandonó la idea tras aprender que son demasiado similares a los humanos. Después de un poco de investigación se decidió por ser una cabra y emprendió un proceso de preparación que consistía en la creación de una prótesis para andar en cuatro patas y poder vivir por un tiempo con un grupo de cabras en el santuario montés de Buttercups y en la granja de Sepp y Rita en Los Alpes (Fresneda).

La dura realidad de la vida caprina

Durante su estancia con el rebaño de cabras Thwaites aprendió que vivir como estos animales es bastante más difícil de lo que él creía. “No creo que vuelva a hacerlo. Ahora ya sé lo que es vivir como una cabra y es bastante más complicado de lo que parece… Soportar las inclemencias del tiempo, intentar digerir la hierba, bajar las cuestas a cuatro patas” explica en la nota de El Mundo. Regresó a la vida en sociedad con otra perspectiva, ahora a sus 37 años no se arrepiente de su experiencia viviendo como cabra, pero definitivamente no la extraña.

La vida humana a través de los ojos de una cabra

A pesar de las complicaciones y responsabilidades que implica ser humano, seguramente después de volver a caminar en sus dos piés e integrarse a la sociedad, Thwaites disfruta las comodidades que hemos inventado los humanos aún más. Aunque tener un descanso de la humanidad suena tentador para muchos, Thwaites nos recuerda que en ocasiones la idea que tenemos respecto a la vida de los animales es un tanto romántica.

A lo mejor la vida en las comunidades humanas no sea la mejor pero queda en claro que necesitamos de conexiones con otras personas para ser felices, aunque a veces necesitemos un descanso.

Fuentes:
https://www.thomasthwaites.com
Libro: Goat Man – Thomas Thwaites